8 - julio - 2019

«Revelación»: despedido por “honesto”, presunto pagos a Mateo Suárez y el diálogo de Pablo Das Neves con Martín Bortagaray

Daniel Martínez, un subsecretario de Obras Públicas en la gestión de Alejandro Pagani, resistió el trato preferencial de su jefe a Juan Carlos “Tato” Ramón y la empresa Dual Core.Daniel Martínez fue el subsecretario de Obras Públicas que resistió el trato preferencial de su jefe, el ministro de Infraestructura Alejandro Pagani, a Juan Carlos “Tato” Ramón y Dual Core. Convocó como director de Obras Públicas a José Luis Farías, a su casa. Farías llegó con Ramón. “Eso ya fue extraño (…) Soy bastante directo, le pregunté qué hacía en mi casa y me dice ´Yo tengo una empresa y le digo en forma irónica ´Mirá vos, ¿y vas a trabajar en obras públicas?´, ´Si me dejan´ dijo y ahí terminó la conversación. Pensé que iba a venir una sola persona y vinieron dos. Me incomodó”.

A 3 días de asumido apareció la primera obra de Dual Core. “Lo llamé a Farías y le pregunté de quién era la empresa y me dijo ´De Ramón´. Ya no me gustó. Tenía una mala sensación con esta empresa, empecé con los cuestionamientos con Farías: ´¿Vos lo conocés, por qué me viniste a ver con él?, esto no es así. Mandemos inspectores, veamos cómo es esto´”.

A la semana apareció otra obra y Martínez se lo reprochó a Farías: “Esto no puede ser, empezamos hace diez días, no empezamos a hacer nada y el único que trabaja es éste, se acabó”. Desplazó a Farías. “Pagani nunca me dijo que la empresa era de Correa, igual no me iba a importar sea de quien sea la iba a sacar”.

En un mensajeo con Pagani, “Tato” Ramón se quejó de que Martínez tenía paralizados pagos a Dual Core. Y enumeró obras que Dual Core realizó por orden de Pagani.

-Alejandro, los expedientes siguen en el escritorio de Daniel Martínez!! Querés que vaya a hablar con él para saber si tiene algo conmigo?

-Tiene algo con vos, andá si querés, igual yo muevo lo tuyo. No le gusta que te metas a dar órdenes y tiene razón.

-Jajajaajja órdenes… si fui 3 veces a Obras Públicas, está confundido.. porque piensa que la Residencia la hice yo de prepo. que la sala de situaciones la hice también de prepo.. la viv.41 que funciona el contralor médico me llamó Arturo y me dijo que por pedido tuyo me la den a mí.. lo voy a llamar … sabe que estoy con Diego? Está confundido, jamás di una orden.

Ramón se quejaba del trato de un funcionario “al que claramente se acusa de honesto; corría con el caballo del comisario”.

A Martínez lo echaron en noviembre de 2016. Se preguntó qué hizo mal: “La respuesta, dolorosa e indignante, es que no había lugar para funcionarios honestos”, dice la acusación.

“Mateo Suárez llamaba cada mes”

En las planillas secuestradas se corroboró que Mateo Suárez, secretario general de la UOCRA, habría recibido $ 230.000 cada mes. Diego Lüters le explica en un mensake a Diego Correa: “A Mateo lo llamé xq vos me dijiste. Y Alexis me había dicho que le llevó la plata a un flaco en la estación de servicio saliendo de Tw y que creía que era para eso”.

El exjefe de gabinete, Alberto Gilardino, declaró que en un viaje a Puerto Madryn con Das Neves “me dicen que Mateo Suárez quería una reunión conmigo. En una mesita del Rayentray me dice que él tenía un acuerdo con Cisterna por una plata por mes creo que eran $200.000 (…) Aupongo que era para que no haya quilombo”. Gilardino consultó. “Me dicen que sí, que se quedara tranquilo que el acuerdo sigue tal cual. Todos los meses llamaba Suárez para ver cuando mandaba una persona, Correa le pedía a alguien que llevara la plata a la Estación de Servicio Mica, se encontraban ahí y se ve que le daban”.

Unidos por espanto

Los fiscales notaron diferencias en el grupo. Por eso evaluaron: “No los unía el amor sino el espanto. No había buena relación desde lo afectivo/social sino que debían soportase en procura del éxito del plan del colectivo infame. La falta de conexión sólo puede limitarse a falta de empatía, potenciada por personalidades que demostraban choques, pero sólo desde la faz emocional; la organización criminal cumplía su cometido pese a estas diferencias y a reconocer ambos pertenencia a sectores políticos que respondían a un mismo líder, pero con luchas intestinas innegables”.

“Soldado de terracota”

Según la acusación, Martín Bortagaray llegó a la Presidencia del Instituto Provincial de la Vivienda en 2017 porque se necesitaba “un soldado de terracota” que dejara el patrimonio público “al alcance de las fauces siempre listas de Correa y compañía”. Bortagaray sólo retransmitía decisiones del subsecretario de la Unidad Gobernador. “Había inaplazable necesidad de contar con un Bortagaray presto a aportar toda la información a cambio de un puñado de billetes, $ 25.000 por mes”.

Andrea, jefa de División del IPV, dijo que el único caso que recuerda de una orden de no pago en la gestión Bortagaray “fue el de la Municipalidad de Dolavon, fue muy obvio”. La idea era “cerrar el grifo” y perjudicar la gestión de Dante Bowen. En la gestión Bortagaray “se acentuó más eso de ´Esto se paga y esto no se paga´”.

Los empleados armaban una planilla con los posibles pagos a empresas, para enviar al presidente. Según contó Sandra Torres, directora general, “Bortagaray me pidió que al mail lo incorpore a Diego Correa (…) Nunca me dirigía a Correa porque no era mi jefe, pero siempre mandaba los mail pidiendo autorización para los posibles pagos”. Luego le “marcaban” las empresas. Los fiscales consideraron a Correa un “pseudo presidente” del IPV. “Me hacía ruido y no me gustó eso de mandarle el mail pero no soy quien para decirle no”, admitió.

Plegarias

Los fiscales hallaron varios mensajes de empresarios para Oca pidiendo “clemencia”, todos desatendidos:

-Alberto Franze: “Hola Pablo estoy en la lona (…) No sé qué voy hacer si no me pagan esta semana, estoy hecho mierda, disculpá pero es la verdad, no puedo aguantar (…) Realmente es imposible poder manejar una empresa a la cual no le pagan, sabiendo que otras cobran y siempre soy el último orejon del tacho”

– Massoud Ighani: “Venimos dos años sufriendo con los cobros, oct.gasté más lo que cobramos!! treinta años de esfuerzo y nuestro salud se está yendo al carajo!! hoy tengo quincena de 2 millones y un montón de cheques de compra de materiales y 15 millones descubierto como sigo!”.

– Rosa Pérez: “Hola Pablo buenos días, estuve con Hernaldo Crisi por favor acordate de Shopping Bosch, un beso y gracias”

– Marcelo Griffiths: “Podrás pagarnos algo de lo nuestro estamos muy mal compañero”

– Máximo Pérez Catán: “Te pido un esfuerzo pagar alguna orden de Transporte Ceferino el Banco no le financia + descubierto y tiene mucha guita a cobrar pero le vencieron los 931 y adeuda sueldos. Siempre nos ayudó fiándonos viajes cuando Buzzi gobernaba”.

“Me peleé mucho con

Correa y Carpintero”

Un cruce de mensajes que consta en la causa de Martín Bortagaray con Pablo Das Neves:

-Yo no soy Diego Correa, yo me peleé muchísimo con Correa y con Carpintero, no me hablaba con Carpintero cuando mi viejo falleció porque yo todas estas cosas las ví y hubo un montón de cosas que estuvieron a punto de pasar y que las detoné para que no pasen, que hubiesen sido un escándalo; por ejemplo escucho a algunas personas que dicen ´Ahh, yo no estoy en las listas´…, yo si me pongo a hablar.

-Pablo, están todos en las listas que no se hagan los boludos.

El barrio “Bermejo”

Mensajes de Sixto Bermejo con Alejandro Pagani:

-Buen día, Alejandro. Te recuerdo el tema de los certificados que no recibe el Banco. Estoy pagando la quincena todo a pulmón.

-Estamos trabajando en eso.

-Podríamos ponerle el nombre de “Agropecuaria Bermejo” al barrio”.-

No se halló ninguna empresa vinculada a Bermejo y mal pudo ser contratista del Estado. “Pero si pretendía cobrar certificados por la construcción de un barrio es evidente que tiene interés sobre una obra con esas características”, dicen los fiscales.

Vencidos

Fiscalía deslizó que a diferencia de Víctor Cisterna, Diego Correa necesitó el registro de valores para estar atento al día de cobro. Es que por “el desorden” del exministro se habían vencido varios cheques. “Es evidente que los controles del clan criminal eran mejores y más exhaustivos que los que debieron haber hecho los organismos provinciales”, sugirieron.

Tesorería paralela

El empresario Juan Salaberry explicó que la Tesorería del Ministerio de Economía “varios meses se mantenía cerrada la oficina o con horarios restringidos para averiguar”. Para los fiscales, “es francamente espeluznante, se cerraba la Tesorería y de forma contemporánea se abrían de par en par las oficinas recaudadoras de Correa y compañía, una verdadera Tesorería paralela, un espanto”. Que el lugar para la recaudación fuera Casa de Gobierno “fue lo que espantó a Gilardino quien aduce habérselo dicho al gobernador Das Neves y que este minimizó o peor, ignoró”.

Quemá esos mensajes

Pablo Oca, prevenido que lo investigaban, borró los mensajes de Diego Lüters, Correa y Carpintero. “La maniobra es burda en exceso”. Pero algún mensaje quedó:

-Hola Diego. No llego, salí tarde y estoy pasando Esquel.

-Avisame por favor cuando le deposites a Don León y a Gallats que no quiero que Das Neves me cague a puteadas. 

Fuente: Diario Jornada