25 - junio - 2019

Preocupación por la cantidad de alcoholemias positivas que se detectan en Madryn y Esquel

Funcionarios municipales de Esquel y Puerto Madryn mostraron preocupación este lunes por la cantidad de alcoholemias positivas que se detectan en los operativos de tránsito que se desarrollan durante los fines de semana.

En el caso de Puerto Madryn, además, inquietan los altos niveles de alcohol en sangre que se registran. La ciudad, según el jefe del área de Tránsito, Andrés Tillería, tiene “uno de los niveles más altos de toda la provincia”.

Tillería explicó que durante el fin de semana, así como en vísperas del Día de la Bandera, la Coordinación de Tránsito de la comuna portuaria dispuso un diagrama de trabajo para profundizar las medidas preventivas que se llevan adelante y que el saldo volvió a generar preocupación porque en ambos días se detectaron casi 30 casos de alcoholemias positivas y con una graduación de alcohol en sangre importante.

El funcionario reconoció que tras una leve declinación se volvió a observar una tendencia a la alza generando entre el 10 y 20 por ciento de casos positivos en cada control, pese a las elevadas multas que están vigentes para los infractores.

“Las alcoholemias se mantienen en el orden de las 10 a 20 en cada control” dijo el funcionario, lo que se registra en los controles que se llevan adelante durante los fines de semana y en la zona céntrica y en inmediaciones de los locales de esparcimiento nocturno.

Estos números resultan preocupantes porque los ciudadanos no toman las medidas de prevención pese a que las multas llegan a los 104 mil pesos, aunque se reduce al 50 por ciento si el conductor reconoce la infracción.

En un momento se resolvió incrementar el monto de las sanciones económicas que se aplican para tratar de minimizar los casos aunque tras un leve receso hubo un rebote que derivo en un alza que volvió a colocar los casos en los niveles históricos.

El titular del área de Tránsito explicó que esto se da pese a lo elevado de las sanciones y “hemos tenido casos de reincidentes” que implica un monto mayor que el infractor debe abonar. Junto a la sanción económica se procede al secuestro del automóvil, que implica un costo económico adicional, con el propósito de generar “un impacto importante en el conductor porque se queda sin su vehículo y lo obliga a tener que presentarse en el Tribunal de Faltas a someterse al proceso de la multa”.

Esquel

En Tanto en Esquel fue el Juez de Faltas, Juan Colihueque, quien advirtió que resulta “llamativa la cantidad de casos de alcoholemia positiva que se registran los fines de semana”. Y remarcó que en promedio, en los operativos, son secuestrados entre 8 y 10 vehículos porque sus conductores no superan el test.

“Me preocupa porque detectar alcoholemia positiva es consecuencia de haber bebido previamente, que es el gran problema”, dijo. “Hay un gran consumo de alcohol en Esquel”, consideró el funcionario.

“Por más que las multas afecten demasiado al bolsillo, no hay manera que baje el consumo”, se lamentó.

Colihueqe informó que la multa mínima por alcoholemia es de 10.000 pesos, monto que se va duplicando por las reincidencias, y hasta se puede triplicar. Y puntualizó que la Ley Nacional de Tránsito les permite duplicar o triplicar multas cuando se producen accidentes de tránsito con daños a terceros, y cuyos protagonistas conducen en estado de ebriedad.

Durante el fin de semana personal de Tránsito de la Municipalidad de Esquel, junto a agentes de la Policía Provincial, realizaron operativos de control de tránsito. Fueron 17 las actas de infracción que se labraron, y se secuestraron 10 autos.

En estas actuaciones se detallaron 8 casos por alcoholemias positivas, incluyendo un rodado que presta servicio de taxi, y 2 por falta de documentación obligatoria.

Fuente: Diario Jornada