27 - marzo - 2019

Para Mauricio Macri, hay «una contienda electoral dura» por delante

Mencionó como logros la independencia del Banco Central, el trabajo del Indec, la inversión en energía y transporte y los «vínculos maravillosos con casi todo el mundo».

 El presidente Mauricio Macri admitió que hay «una contienda electoral dura» por delante, aunque se mostró confiado en que Cambiemos ganará en octubre , y evaluó que la Argentina está «lentamente saliendo» de la crisis. «Vamos a reafirmar que los argentinos no vamos a volver», sostuvo anoche en un diálogo público con el escritor Mario Vargas Llosa .

En la cena anual del think tank Fundación Libertad, el Premio Nobel de Literatura 2010 le preguntó al mandatario por qué la Argentina «sigue con tantos problemas» a pesar de tener «recursos gigantescos», una «sociedad avanzada» y una «clase política de muy alto nivel» y que «sabe perfectamente qué es lo que hay que hacer».

Macri dijo que el «cambio» emprendido a partir de su asunción, en diciembre de 2015, «es algo muy profundo» y que en la Argentina hubo «una fascinación por las soluciones mágicas y los atajos» que generó pobreza y exclusión. «Creímos que podíamos escribir un libro distinto, que podíamos pasar por encima de la ley de la gravedad», dijo sobre el pasado.

En el salón central de Goldencenter, en el complejo Parque Norte en la Costanera, ante cientos de invitados -ministros, funcionarios, legisladores, empresarios, industriales-, Macri consideró que el país «dio un cambio que sorprendió al mundo» en 2015 y que el Gobierno es «liberal en el sentido amplio de la palabra».

Mencionó como logros la independencia del Banco Central, el trabajo del Indec, la inversión en energía y transporte y los «vínculos maravillosos con casi todo el mundo». Sin embargo, reconoció que ese viraje de 2015 «necesitaba más debate», sobre todo en cuanto a temas económicos, y planteó que «no había conciencia del nivel de gravedad de lo que sucedía en la Argentina».

Cuando Vargas Llosa insistió en preguntar por qué la Argentina sigue «mal», Macri admitió que su administración ha necesitado «bastante tiempo». «Acepto que capaz perdimos un año en términos fiscales, no arrancamos de entrada a reducir el gasto público y nos pusimos metas de inflación que no coincidían con el déficit fiscal «, dijo. El Presidente también recordó que está gobernando con minoría en el Congreso y que no siempre se pueden alcanzar consensos.

Macri fue a la cena en Parque Norte junto a su mujer, Juliana Awada, después de asistir a la recepción de gala ofrecida por los reyes de España en el hotel Four Seasons. Estuvieron también en Goldcenter los ministros Guillermo Dietrich (Transporte), Patricia Bullrich (Seguridad), Jorge Faurie (Relaciones Exteriores); el jefe de Gabinete, Marcos Peña; y el secretario general de la OEA, Luis Almagro.

Fuente: LaNacion.