21 - junio - 2019

Murió el «Chapa» Suñe, una gloria xeneize

El ex futbolista Rubén José Suñé, gloria de Boca y autor del mítico gol de la final del Nacional 76 contra River, falleció a los 72 años de edad, confirmó el secretario general del club de la Ribera, Christian Gribaudo.

Fuentes cercanas al ex jugador confirmaron el deceso, aunque las causas del mismo aún no habían sido reveladas por la familia.

Suñé, quien se inició en Boca y allí se convirtió en ídolo durante la década del ´70, también pasó por Huracán, Unión de Santa Fe y San Lorenzo.

En el «Xeneize» ganó ocho títulos, entre ellos las Copas Libertadores de 1977 y 1978 y la Intercontinental de 1977, además de los torneos Nacionales de 1969, 1970 y 1976, la Copa Argentina en 1969 -su primera edición- y el Metropolitano de 1976.

El fallecido ex jugador arrancó como marcador de punta y luego pasó a desempeñarse como mediocampista central, al tiempo que jugó 527 partidos en Boca y convirtió 52 goles, entre amistoso y partidos oficiales.

Sin embargo, Suñé se ganó la idolatrías de los hinchas de Boca cuando en la final del Torneo Nacional de 1976 marcó el gol de tiro libre con el que el elenco de la Ribera derrotó por 1 a 0 a River en cancha de Racing.

Ese tanto fue a los 27 minutos del complemento, con un remate que se metió en el ángulo superior izquierdo de Ubaldo Fillol y que para muchos fue una «avivada» por haber pateado sin la indicación del juez Arturo Iturralde.

Sin embargo, el árbitro había alertado a los capitanes que las reglas habían cambiado y se podía cobrar un libre directo sin su indicación previa.

En 1981 pasó de Boca a San Lorenzo y allí se retiró del fútbol tiempo después, pero el 22 de junio de 1984 vivió su momento más trágico, cuando intentó suicidarse.

En aquel momento, el «Chapa» tenía 37 años y saltó desde el séptimo piso de su departamento en Pompeya, tras vivir en un estado depresivo luego de su retiro.

Como consecuencia de la caída sufrió contusiones muy graves en brazos, piernas y hemorragias internas, con un panorama que no era muy alentador.Sin embargo, se recuperó poco a poco y pudo salir de ese mal momento.

Tiempo después fue ovacionado por la hinchada de Boca en La Bombonera, en un partido en el que le entregaron una plaqueta, y posteriormente se incorporó para trabajar en las divisiones inferiores del «Xeneize», club que lo inmortalizó con una estatua inaugurada hace tres años..

«Mucha tristeza por el fallecimiento del querido Chapa Suñé. Siempre estará en nuestra memoria y en una de las páginas más gloriosas de la historia de Boca. Mis condolencias a su familia», escribió el secretario general del club de la Ribera, Christian Gribaudoen su cuenta de Twitter.

Esta noche, por las redes sociales, viejos compañeros le dedicaban una sentida despedida. «Adiós al Gran Capitán. Hasta siempre querido amigo», escribió Mario Zanabria; «Chapa querido, amigo, el gran capitán, excelente persona y compañero. Hasta siempre fenómeno», se sumó el «Ruso» Jorge Ribolzi.

Fuente: Diario Jornada