8 - abril - 2019

Macri mueve el conurbano; detona interna con Dujovne

El exministro de trabajo se juntó con Torello y Campbell – El Presidente habilitó a Jorge Triaca para contener a los «sin tierra». Activan a los armadores peronistas de Cambiemos. Caza de brujas y ofensiva de Sica contra el ministro de Hacienda. Vidal está en riesgo, la premisa electoral -y real- para que el oficialismo repunte en provincia de Buenos Aires.

La caza de brujas desatada por Dante Sica en la Secretaría de Trabajo de la Nación hizo añorar a sus colegas de gabinete los tiempos en que Jorge Triaca estaba al frente del entonces Ministerio. La interna en el staff económico se profundizó no sólo por el rigor, y los modos, de Sica para despedir a los trabajadores que habían ingresado con Triaca a la función pública -algunos fueron desafectados por el nuevo Secretario con mensajes de WhatsApp- sino por el feroz enfrentamiento que mantiene con Nicolás Dujovne, el Ministro de Hacienda que este jueves viajará a Washington junto a Rogelio Frigerio para participar en la asamblea anual del FMI y el Banco Mundial.

Sicca es el principal, pero no el único, detractor de la gestión Dujovne. Números no le faltan: desde el aumento del índice de pobreza, pasando por la escalada inflacionaria y la retracción de la actividad económica. El sesgo de política económica financiera, sin capacidad de reactivar la producción ni aliviar a las , es la principal crítica de Sicca, un peronista que transitó el gabinete de Eduardo Duhalde y que trabajó junto a Aníbal Fernández. A pesar de los intentos del Secretario de Producción y Trabajo de desestabilizar a Dujovne, el Ministro resiste sostenido por Marcos Peña. Pero será el primer fusible en caso de una nueva corrida cambiaria tanto que Frigerio ya empieza a supervisar también la gestión económica en caso de que sea necesario meter bisturí en el Gabinete antes de las elecciones.

En ese contexto, Mauricio Macri habilitó a Jorge Triaca para volver a hacer política territorial en el conurbano bonaerense. El exministro abrió su stud de zona norte este sábado para ofrecer un asado al asesor presidencial José Torello, al subsecretario de Asuntos Municipales del gobierno bonaerense, Alex Campbell, la funcionaria de Desarrollo Social de la Nación, Agustina Ciarletta y a un pelotón de los “sin tierra” de la primera sección electoral como Jesús Cariglino, Ever Van Tooren y Aníbal Asseff, entre otros. Es que el Gabinete presidencial se quedó sin “contenedores” ni remadores políticos. Frigerio se encarga de mantener la pax con los gobernadores del PJ y de relajar tensiones con los radicales pero ni Dujovne, Andrés Ibarra, Guillermo Dietrich están en condiciones de planificar o interpretar las demandas de la tropa de Cambiemos en los distritos donde manda el peronismo.

En el asado que encabezaron Triaca y Torello, embajador de la Casa Rosada en ese encuentro, se brindó contención a los “sin tierra” y se trazó un mapa de los municipios “ganables” en caso de que Macri repunte 5 o 6 puntos en el conurbano bonaerense. La principal esperanza es Moreno donde Walter Festa no logra hacer pie en la gestión y tiene a Asseff como principal adversario. Otro objetivo de la “ola amarilla” es San Martín donde Santiago López Medrano, ministro de Desarrollo Social de San Martín, aspira a destronar al peronista Gabriel Katopodis. Además de Triaca, estos candidatos de Cambiemos para la primera sección reciben el coaching político de Joaquín de la Torre, un peronista todo terreno a las órdenes de María Eugenia Vidal.

El objetivo de Triaca, De la Torre, Vidal y el resto de team bonaerense de Cambiemos es el mismo: mejorar la competitividad electoral de Macri en el conurbano. Ese diagnóstico también lo compartieron el intendente de Lanús, Néstor Grindetti, y Horacio Rodríguez Larreta el sábado en un desayuno pero con los “sin tierra” de la tercera sección como Gladys González (Avellaneda).

Triaca le pidió a los “sin tierra” que no se dejen influir por el micro clima del la Capital Federal y de la Ciudad de Buenos Aires. “En el interior la imagen del gobierno es más alta. Este sacudón es un fenómeno de la Capital y del conurbano. Si mejoramos en provincia de Buenos Aires, ganamos la elección en octubre”, fue la sentencia del exministro de Trabajo que mencionó algunos indicadores macroeconómicos que comienzan a exhibir una recuperación como la construcción que en febrero -respecto del mes anterior- registró un aumento del 8,3%, el segundo consecutivo, después de cuatro meses de indicadores negativos.

La Casa Rosada se prepara para un resultado adverso en la PASO y especulan con que podrían mejorar la performance de cara a octubre para pelear la reelección en el ballotage del 24 de noviembre. “En la PASO de agosto no podemos perder por más de 5 puntos. Sino va a ser difícil dar vuelta el resultado”, se sincera un funcionario con despacho en Balcarce 50. Básicamente, consideran que el resultado de la primaria marcará la potencialidad de Macri para lograr la reelección.

Para eso, la campaña estará más centrada en Vidal que en Macri. La gobernadora es la figura con mayor imagen positiva del Gobierno pero a la vez es la más expuesta en términos electorales. La elección para gobernador de Buenos Aires no tiene segunda vuelta y se define 27 de octubre. Cristina de Kirchner roza los 50 puntos de intención de votos en algunos distritos del conurbano como La Matanza o Malvinas Argentinas. Y podría complicar la reelección de Vidal si Axel Kicillof, o quien sea el postulante de Unidad Ciudadana para la gobernación, fideliza el voto de la expresidenta.

Por eso la campaña presidencial del oficialismo, en especial en el conurbano bonaerense, apuntará a “victimizar” a Vidal. La “dama de Cambiemos” vs. “el cuco del kirchnerismo”. La Gobernadora de Buenos Aires saldrá polarizar con Cristina para intentar rescatar al Presidente. Hoy volverán a compartir un acto en el interior de la provincia.

Fuente: Portal Ambito.