28 - marzo - 2019

La crítica de Menotti a Scaloni

El Flaco cuestionó al DT por la mala imagen que dejó la Selección en la caída ante Venezuela: “La verdad no sé lo que se pretendió hacer. El problema es cómo se jugó y cómo se perdió”.

No es fácil adivinar el desagrado que seguramente le generó a César Luis Menotti la producción futbolística de la Selección Argentina en la caída ante Venezuela. Un equipo sin juego, que arrancó el partido con una inédita línea de cinco defensores, con cambios inexplicables… Y el flamante Director de Selecciones de la AFA no se calló nada sobre lo que vieron sus ojos. Consultado en una entrevista en Diario Popular sobre si había quedado preocupado por el rendimiento del equipo argentino, afirmó: «Sí, más bien. Siempre estoy preocupado. Por un lateral que se hace mal o por un pase que se da a los contrarios. La derrota con Venezuela no es el problema. El problema es cómo se jugó y cómo se perdió. La verdad, no sé lo que se pretendió hacer». Y el Flaco marcó una diferencia con respecto a lo sucedido en el segundo amistoso: «Por lo menos contra Marruecos, desde el fondo con una línea de cuatro firme y bien parada, hubo un principio de orden que le permitió al equipo estar un poco más seguro».

Para redondear su idea, el entrenador campeón del mundo en 1978 expresó con respecto a las pruebas en los amistosos: «Hubiera sido un milagro que la Selección tuviera un gran funcionamiento, sostenido por una estupenda idea. Esto no ocurrió y no podía ocurrir. El fútbol es ensayo. Ensayo para ir encontrando las sociedades. Claro que las sociedades pueden desarrollarse cuando los jugadores tienen cierta estabilidad. Si un día juega uno, mañana otro, pasado mañana otro y así en todos los partidos, no puede haber crecimiento. Es imposible. Creo que esta etapa de cambios y más cambios ya tendría que detenerse. El técnico tiene la necesidad de ir armando su equipo, de contar con sus jugadores para después resolver lo que falta, que no es poco».

Menotti aseguró que se reunirá en breve con Scaloni. «Lo más pronto posible nos vamos a encontrar para hablar de lo que pasó y de lo que tendría que ir pasando. Por ejemplo, para constituir una base del plantel y definir la idea. Sin una base es imposible. Esto lo tenemos que charlar. Para eso me llamaron», contó.

Sobre el momento de Messi, el Flaco prefirió referirse al contexto que rodea a Leo en la Selección y al trabajo que se viene: «Para mí jugó bien dentro de las limitaciones del caso, que fueron muchas por el rendimiento general del equipo. Igual y a pesar de todo, Messi es un indiscutible. El tendría que ser la frutilla que se suma a una Selección respaldada por una estructura. Una estructura que no hay y que se debe construir. No queda otra. Esta es la etapa que se viene. Son los momentos de las definiciones. A partir de ahora empiezan esos momentos. Porque no pueden dilatarse. Yo voy a estar participando en el predio todos los días. Hay que ensayar con los jugadores que quedan en la Argentina. Convocarlos y ensayar. Hablar, entrenar. Aunque sean pocos. Aunque sean diez, ocho, seis, cuatro o dos. No importa. Los jugadores van a ser cuidados como tienen que ser cuidados. De esto hablo por experiencia. Yo ya lo hice en la Selección. Los clubes van a ser respetados. Los entrenadores de esos clubes, también. Pero la Selección necesita a los jugadores. Necesita que se junten. Tenerlos aunque sea una, dos o tres horas por semana. Es fundamental encontrar esos tiempos para ir midiendo las respuestas, las complicidades futbolísticas y pulir ciertos conocimientos que no pueden desatenderse».

Fuente: Portal Olé.