14 - octubre - 2020

Economía | El impacto de la suba del dólar: el salario mínimo argentino es el más bajo de la región, excluyendo a Venezuela

A un tipo de cambio libre de $167, el salario mínimo vital y móvil vale apenas 101 dólares.
Este miércoles el Consejo del Salario decide una actualización del salario mínimo vital y móvil, actualmente en $16.875 mensuales. La cifra, que marca el piso la menor remuneración que debe percibir en efectivo el trabajador sin cargas de familia, en su jornada legal de trabajo, quedó retrasado frente al avance de la inflación y el costo de la vida, lo que va a forzar a un ajuste que recupere aunque sea parcialmente su poder adquisitivo. Pero además de su caída en comparación con los precios de bienes y servicios locales, el salario mínimo también se derrumbó en la comparación regional.
El salario mínimo argentino pasó a equivaler a USD 101,04, por debajo del nivel que alcanza por ejemplo en Haití, uno de los países con peores indicadores económicos y sociales de América y el Caribe.
En la Argentina, a tipo de cambio oficial –los $83 a los que publican los bancos minoristas, a pesar de que lo vendan con un recargo del 30% del Impuesto PAIS y otro del 35% a cuenta de Ganancias– el salario mínimo vital y móvil equivale a unos USD 203 mensuales, por encima de los USD 187 mensuales de Brasil y los USD 227 de Colombia.
La historia del deterioro del poder adquisitivo medido en dólares es la de un colapso. En 2010, ese indicador alcanzaba los USD 439 por mes y ponía al salario mínimo argentino en el puesto más alto de la región, incluso por encima del de Chile, que hoy está primero en el ranking elaborado por Libertad y Progreso.
El Consejo del Salario elevaría en un 30% el salario mínimo vital y móvil, lo que lo llevaría a $21.937 por mes. Con ese avance, el valor en dólares del piso para los sueldos llegaría apenas a USD 131,36, por encima de Haití, pero todavía por debajo de todo el resto de los países del ranking privado.