14 - octubre - 2020

Denunciaron que el secretario de Trabajo de Chubut sería socio de una prestadora de la obra social Seros

El abogado trelewense Federico Ruffa presentó una denuncia penal ante el Ministerio Público Fiscal contra el secretario de Trabajo de Chubut, Cristian Ayala, a quien acusa de ser socio de una nueva prestadora de la obra social Seros.
Ruffa presentó la denuncia ante el fiscal Omar Rodríguez en su calidad de abogado de la empresa Inpat SRL, que desde hace un tiempo viene manteniendo un duro conflicto legal con el Instituto de Seguridad Social y Seguros (ISSyS) por los servicios de alojamiento y atención integral a personas con dolencias mentales, tanto para adultos como para adultos mayores con alto nivel de dependencia, que es agravó luego de que el organismo provincial realizara una licitación y adjudicara ese servicio que brindaba Inpat a otra empresa.
 
En su denuncia, Ruffa indica que “en el marco de esa disputa, Seros realizó una pantomima de licitación, con groseros errores desde el punto de vista de la legislación de salud mental y desde el punto de vista de cualquier normativa de contratación pública”.
 
“Desde antes de ese falso proceso licitatorio, se sabía, era vox populi, que el elegido para llevar adelante la operación del nuevo servicio era el Dr. Gustavo Acuña”, un reconocido traumatólogo de Trelew. Según el denunciante, “desde hace un tiempo largo también se sabe que el Dr. Acuña se había asociado para tomar el servicio con el conocido pesquero Tomás Oliver. Este último es el propietario del ex Hotel Punta León de Playa Unión, hoy devenido en una (próxima) residencia para adultos mayores con el mismo nombre”, señala Ruffa.
El denunciante agrega: “La cuestión se tornó aún más escandalosa cuando comenzó a correr el rumor de que además de Oliver y Acuña, el emprendimiento en Playa Unión contaba como socio también con el Dr. Cristian Ayala, que además de ser actual secretario de Trabajo es también abogado interno de Seros y, al mismo tiempo, abogado de la Asociación de Trabajadores de la Sanidad, sindicato que nuclea a los empleados de la sanidad del sector privado”.
 
Según Ruffa, “el primero en confirmar este rumor fue el propio Oliver” en el marco de una entrevista radial, “quien dijo que en este nuevo emprendimiento estaba asociado con el Dr. Acuña y con ‘un renombrado abogado de la ciudad de Trelew’. Los datos y el rumor comenzaban a encajar”, escribió Ruffa en su denuncia.
Según el abogado, el 22 de septiembre, “cuando en una charla con el colega y exjefe de Policía, Luis Avilez, me enteré que Oliver había convocado para tener una conversación a unos clientes suyos, la gente de la empresa Enfermería Integral (también prestadora de Seros), con el objeto de contratar el servicio de ambulancias de esa empresa”.
 
Según Ruffa, “en el marco de esa conversación el propio Oliver mencionó y corroboró que uno de sus socios es Ayala y que fue él quien trajo la idea de desarrollar este emprendimiento, ya que conocía en detalle las sumas pagadas y el servicio prestado por INPAT, gracias a su trabajo como asesor legal de Seros”.
Ruffa acusa a Ayala, además, de perjudicar a INPAT en el conflicto con Seros: “Existió un claro hostigamiento y persecución a INPAT. Extrañamente comenzó a ser inspeccionada con mayor habitualidad y por cualquier motivo”, señala.
El denunciante le indica al fiscal Rodríguez que “las conductas arriba descriptas encuadran en los tipos penales de negociaciones incompatibles con la función pública; fraude a la Administración Pública; e incumplimiento de deberes de funcionario público.
La denuncia es contra Ayala en calidad de autor del delito, pero también incluye a Oliver y a Acuña como coautor o partícipe necesario.
 
Fuente: Jornada