24 - julio - 2019

Arcioni recibió a la mesa sindical pero sigue el malestar en los gremios

Los dirigentes aseguraron que salieron con más dudas y sin fecha de pago para aumentos y retroactivos.

Con un marco de cientos de trabajadores públicos manifestándose en las calles adyacentes, se concretó en instalaciones del Ministerio de Economía y encabezado por el gobernador Arcioni, la reunión entre la Mesa de Unidad Sindical con el Ejecutivo, para discutir la forma de pago de las deudas salariales que se mantienen con los trabajadores. Los gremialistas aseguran que ahora tienen más incertidumbre que antes.

El mandatario provincial recordó el esfuerzo que ha realizado el Gobierno “para mejorar las condiciones laborales de los empleados públicos dejando de lado la precarización laboral, dignificando los salarios, recategorizando al empleado público que hacía años no contaba con mayores beneficios”.

“Jamás pensamos en echar a un trabajador como así lo hicieron las políticas del Gobierno Central. Nosotros vamos a reclamar al Estado Nacional lo que nos corresponde pero necesitamos el acompañamiento de todos los sectores. Podemos sacar la Provincia adelante, estamos haciendo el mayor esfuerzo posible para afrontar estas medidas nacionales y cumplir con cada uno de los trabajadores”, manifestó el Gobernador Arcioni.

Disconformes

Mariela Bahamonde, Secretaria General del SOyEAP, fue una de las dirigentes que se retiró de la reunión con los Ministros antes que finalizara la misma porque, según expresó, “escuchamos al Gobernador diciendo que es una de las provincias mejores administradas y que no ha mentido en absolutamente en nada”.

“En resumen no hay fecha de pago para los sectores que faltan, no hay fecha de pago ni tienen la posibilidad de pagar todos juntos los retroactivos que se adeudan, no hay fecha de pago para los incrementos que no fueron en el mes de junio y lo que queda en el mes de julio a pagar por el IPC no saben cómo ni cuándo van a ser realizados”.

Bahamonde explicó que desde los distintos sectores se plantearon las necesidades y problemáticas que hay en cada uno y ella particularmente al Gobernador “le refresqué la memoria cuando hace tres o cuatro meses atrás salió por los medios a decir que el Convenio de 1987 ya estaba en funcionamiento, cuando todavía no se han llevado a cabo las paritarias convencionales del mismo”.

El planteo “nuestros es que el trabajador recibe todos los meses un sueldo a duras penas, fuera de tiempo y de la misma forma sale de manera anticipada por los intereses que los trabajadores hoy adeudamos por el pago retrasado de los salarios”.

En la reunión también los dirigentes sindicales le marcaron al Gobierno que las pautas salariales que fueron acordadas en el primer semestre, “no fuimos los sindicatos los que decidimos unilateralmente darnos por aprobados los aumentos salariales. Estaba Gobierno presente, hubo un acuerdo y fue homologado. Hoy no saben cómo afrontar el compromiso que asumieron”.

No hay ninguna certeza absolutamente de nada, hoy no tienen certezas de cuándo van a poder culminar con los pagos de los sectores que adeudan del mes de junio”. En cuanto a la obra social, “el panorama es malísimo. Vamos a continuar sin obra social sin saber hasta cuándo”, también remarcó Bahamonde.

Retroactivos en cuotas

Alejandro González, Secretario General de SUTAP coincidió con su par de SOyEAP que en la reunión “escuchamos demasiadas excusas y nos vamos con incertidumbre, porque no saben ni cómo van a hacer para pagar los sueldos y menos los retroactivos que plantearon en principio sería en forma escalonada o en cuotas”.

El dirigente de los trabajadores de puertos remarcó que ese sector viene de una conciliación que se venció “y en la cual nunca tuvimos una respuesta. Sumado a todo eso los incumplimientos paritarios, la persecución laboral que tenemos de parte del Secretario de Pesca, es un combo que es difícil llevar adelante”, afirmó.

Por su parte Carlos Sepúlveda de SISAP celebró que estuviera Arcioni en la reunión ya que “hace falta la apertura del diálogo y el Gobernador se comprometió a que va a estar en todas las mesas”.

Aunque también afirmó que “si teníamos incertidumbre, salimos con más incertidumbre porque todavía no se sabe cuándo se va a pagar a judiciales, Contaduría General, Legislatura. El Gobernador pidió paciencia, dijo que el enemigo no es el Gobierno sino Nación. Queremos precisiones, con la apertura de diálogo sólo no alcanza”, aseveró.

Fuente: Diario Jornada