9 - mayo - 2019

Apuntan a que El Bolsón sea “destino de estudiantes universitarios de todo el país”

El cuerpo deliberativo local declaró de interés el proyecto que plantea “la integración como una alternativa distinta para disfrutar esta región, donde el eje sea la interacción entre naturaleza, sociedad y producción como una práctica sana y segura de alimentarse”.

Todos hablamos de la estacionalidad, pero nadie le pone el cascabel al gato. En invierno, la temporada turística se complica cuando no hay nieve (o si hay demasiado). Ante ello, venimos trabajando en conjunto con la Universidad Nacional de Río Negro para la creación de un campus que incluya laboratorios y actividades propias de las carreras de Producción Vegetal Orgánica y Agroecología, para convertir a nuestra zona en punto de referencia para estudiantes de todo el país y países vecinos”, graficó ayer el concejal Mario Scandizzo (FpV), quien lleva adelante la propuesta junto a la senadora nacional Silvina García Larraburu.

Al desarrollar el campus, “nuestros pequeños productores podrían acceder a salas de elaboración y a las herramientas tecnológicas para poder certificar su origen y vender fuera de la localidad y de la provincia”, avanzó el edil.

Desde su óptica, “no creemos que El Bolsón sea netamente turístico: a consecuencia del brote de hanta virus perdimos la temporada estival, sumado a la coyuntura económica que vive el país. Tenemos que generar alternativas para ocupar las plazas de alojamiento durante la mayor época del año. Lógicamente, tiene que haber un convenio de cooperación entre el municipio y la UNRN para poder concretar esta idea”.

El campus universitario en El Bolsón no es una propuesta nueva: desde el mismo desembarco de las casa de altos estudios se vienen manejando alternativas, aunque la limitante siempre fue “la falta de tierras”. Sin embargo, según Scandizzo “hay mucho espacio disponible, principalmente en chacras propiedad de personas mayores que, por una cuestión de edad, ya no las trabajan. Hay varios dispuestos a cederlas para un objetivo de esta magnitud a cambio de un convenio por impuestos o un porcentaje de producción”, detalló.

“Incluso, se vería beneficiado todo el sector gastronómico de la Comarca de los Andes y los supermercados, al contar de primera mano y a menor costo con productos recién sacados de la tierra”, valoró.

Scandizzo se refirió enseguida a las ventajas de ser un destino universitario para estudiantes de todo el país: “También avanzamos con otras universidades en la posibilidad de trasladar a esta zona extensiones de varias carreras técnicas”, adelantó.

Con la radicación de las facultades, “se lograría además un movimiento singular de profesores y familiares, que lógicamente van a demandar estadía y consumo de los bienes y servicios que habitualmente se ofrecen al turismo durante el verano. Hay muchas ciudades en el mundo que basan su economía alrededor de una universidad”, insistió.

Fundamentos

Una nota de la directora de la Licenciatura en Agroecología de la Universidad Nacional de Río Negro a la senadora Silvina García Larraburu pide su gestión “para que la carrera pueda disponer de una superficie en el área rural de El Bolsón para ser utilizada como campo demostrativo y espacio de práctica científico académica para las tareas de docencia, investigación y extensión de la agroecología”.

Recuerda que “la experimentación adaptativa desde la universidad tiene por objetivo aportar al desarrollo y a la mejora no solo de la tecnología aplicada, sino al diseño y formulación de nuevos modelos para hacer más sustentable la actividad desde un enfoque sistémico de las dimensiones ambientales, sociales y económicas de la producción. Si bien hemos tenido excelente respuesta de los productores locales, aquellos procesos que requieren de un proceso más prolongado, no son viables en estas condiciones y son fundamentales para la formación de los nuevos profesionales”.

“Son carreras nacidas en El Bolsón. Hay más de 30 graduados y muchos de ellos están en la zona trabajando en directa vinculación con la producción regional y otros en instituciones vinculadas, como Inta, Cambio Rural o Prohuerta”, destacó el secretario académico de la sede Andina, Carlos Rezzano.

Fuente: Diario Jornada.